Comiendo por Myanmar 5


La comida es uno de los placeres de esta vida. Sí! Siempre lo decimos, pero en el caso de Myanmar es una excepción. Los platos birmanos no se caracterizan por su originalidad y mucho menos por su sabor. Aquí encontraremos casi siempre lo mismo: arroz o noodles. Y diréis: “Pues cómo en los demás países?” Sí! Pero no sabemos por qué motivo de los 26 días que hemos estado aquí, muy pocos hemos disfrutado del sabor de su cocina. Además las raciones acostumbran a ser bastante escasas. La variedad de arrozes y noodles es muy muy limitada. Arroz blanco frío y curris o bien noodles con algún caldo y verduras.

Primera comida en Myanmar, al cruzar la frontera. Arroz con mil curris

Primera comida en Myanmar, al cruzar la frontera. Arroz con mil curris

Banquete en Bago, arroz con curris

Samosas, rollitos, curry y arroz

No todo son pegas

Pero no todo son pegas, si algo bueno tiene la comida birmana son sus dulces y su famoso té (Lat-pa-yé). A los birmanos les encanta lo dulce, cuanto más azúcar mejor! Es por eso que le ponen leche condensada al té a modo de café bombón! En cuanto a los dulces encontraremos de todas clases y tipos. Desde nuestra clásica porra versión dos-patas, a tortas de pan, e incluso torrijas con huevo. Tienen unos donuts de coco y azúcar que están deliciosos. Nada de agujeros en medio, solo el bollo, el azúcar y el coco.

Bollo con carne de pollo y cebolla caramelizada dentro

Bollo con carne de pollo y cebolla caramelizada dentro

Porra birmana

Porra birmana

Torrija birmana, rico rico!

Torrija birmana, rico rico!

Torta de arroz con sirope de chocolate

Torta de arroz con sirope de chocolate

Las casas de té

Nada mejor para tomarle el pulso a un país como Myanmar que acercarse a una de sus muchas casas de té. Las reconoceréis fácilmente por sus característicos muebles, como contábamos en nuestro post de curiosidades de Myanmar. En las casas de té, podrás disfrutar de un té junto con algunos de los dulces birmanos, así que son un lugar ideal para merendar o desayunar. Además, compartirás tele con una legión de embobados birmanos que miran películas de acción americanas subtituladas en birmano. Explosiones, peleas y golpes parece que les vuelven locos, eso sí, la más mínima insinuación de una pierna o un pecho al aire y aparece la censura o el recato de los monjes del local pidiendo al dueño que lo quite.

Super merienda con porras y

Super merienda con porras y “donuts” con coco y azúcar, además del té birmano


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 Comentarios en “Comiendo por Myanmar